MERCEDES AGUERO R. maguero@nacion.com 10:33 A.M. 21/11/2011
San José (Redacción). La Sala Constitucional declaró que la instalación de torres para antenas celulares es un tema de interés nacional y las municipalidades no pueden obstruir o retardar su construcción.


Así lo indica en un voto emitido este 16 de noviembre, en el cual ese tribunal destaca que el Estado costarricense se comprometió a la luz del Derecho Internacional Público, a contar con una infraestructura robusta, sólida y normalizada en materia de telecomunicaciones.

“Consecuentemente, las municipalidades del país no pueden establecer regulaciones y requisitos asimétricos que impidan una infraestructura normalizada y uniforme”, dice la resolución.

Las empresas de telecomunicaciones y especialmente las nuevas operadoras celulares Claro y Movistar han enfrentado múltiples tropiezos para desarrollar sus redes de telefonía móvil debido a la negativa de los municipios para reglamentar o autorizar la construcción de estas estructuras.

En este sentido, la Sala IV estimó que la infraestructura en telecomunicaciones “es un tema de vocación y naturaleza nacional que excede la esfera de lo meramente local o cantonal, siendo que fue declarado de interés público por el artículo 74 de la Ley de la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos”.

Tal y como informó La Nación el pasado 31 de octubre, a esa fecha la Sala IV tenía en estudio 28 recursos de amparo contra torres celulares.

A esa fecha, ese tribunal también ha resuelto 27 gestiones similares y de las cuales solo una se declaró con lugar.